Mónica A. Ríos

De La Siega, la enciclopedia libre.

Una actriz desaparece


Memo que le envió la secretaria de Zacarías Pérez a Graciela Yate el día miércoles 13 y que la secretaria de ella dejó en su escritorio:

Mañana reunión urgente del comité de reorganización.


Extracto de la conversación que Graciela Yate tiene con su secretaria a las 3:21 p.m. del jueves:

-¡Rita! ¡Qué significa esto!

-Es el memo que le mandó don Zacarías anoche.

-Y por qué no me dijiste.

-Porque se lo dejé en la mesa para que lo viera.

-¿Cómo crees que voy a encontrar algo en este montón de papeles? ¿Acaso no pudiste advertir que no te pedí que llamaras a Zacarías y me pasaras la llamada? ¿Acaso no pensaste que tal vez no lo había visto?

-Pensé que tal vez usted lo había llamado directamente.

-¿Cuándo he hecho yo eso?


Extracto de la llamada que Graciela Yate hace a Zacarías Pérez a través de su secretaria el día jueves 14 a las 3:23 p.m.:

-¿Aló? ¿Con don Zacarías?

-De parte de quién

-De la señora Graciela Yate

-…

-…

-(música de espera)

-Por la, te estuve esperando toda la mañana. La Harris…

-Comunico

-…

-(música de espera)

-¿Zaca?

-Graciela, al fin. Tenemos un atado con la Harris, tienes que venir de inmediato al piso doce. Los viejos van a venir en un rato.

-¿Apareció?

-No

-Voy.


Carta que Graciela Yate y Zacarías Pérez envían a Jeremías Quake y a Teodoro Vaudeville el jueves a las 9:30 p.m.:

“Jeremías Quake y Teodoro Vaudeville
Directores ejecutivos de TV-H
Presente

Estimados señores:


Por la presente queremos informar sobre una lamentable situación que está viviendo el canal TV-H con la serie “Frágil rosa”. Como productores del área dramática del canal, estamos concientes de que se trata de la serie que más prestigio ha ganado estos últimos meses y que esta temporada sola ha ganado ella sola ochocientos mil dólares. Su figura central, protagonista y sola gestora del éxito de “Frágil rosa”, Leticia Harris, desapareció hace más de un mes; las intensas búsquedas de la policía y detectives secretos no tuvieron resultados. El equipo de “Frágil rosa” había podido mantener esto alejado de la prensa, pero desde ayer parece imposible sostener esta situación dado que su cadáver fue encontrado desecho, violentado y deformado en las inmediaciones del canal. Esta noche, los noticieros y los diarios se preparan para dar la gran noticia y nosotros, como equipo de producción, deberemos dar una declaración pública al respecto. Para visualizar el manejo de esta delicada situación pedimos una reunión urgente para discutir una estrategia en común.

Atentamente,

Graciela Yate y Zacarías Pérez
Productores del área dramática de TV-H


Conferencia cibernética a través de las pantallas digitales de la oficina de reuniones entre Graciela Yate, Zacarías Pérez, Jeremías Quake, Teodoro Vaudeville, Héctor Trabucco, ejecutivos de TV-H, y Ben Higgs y Mentor Williams, ejecutivos de la cadena internacional REAL, dueños de TV-H:


-Es realmente una situación lamentable.

-Pobre Leticia. Hace unos meses estuvo comiendo en mi casa.

-Perdónenme, pero era una perdida, se veía venir.

-Si lo veía venir, por qué no detuvo que reuniéramos tal cantidad de dinero para este proyecto.

-No vale la pena hablar de eso. Es lamentable.

-Usted no lo veía venir. Usted miente.

-Perdóneme, sí lo veía venir, pero también vi el potencial en la chica, ¿no? O si no cómo se explica usted la cantidad de dólares que recaudó.

-No estamos hablando de millones de pesos aquí, sino midiendo en dólares.

-Y todo basado en la presencia en la pantalla de esa chica.

-Es realmente lamentable.

-Es lamentable, para ella, pero especialmente para nosotros.

-Creo que eso es lo que debemos discutir.

-Trajimos una propuesta.

-A ver…

-…

-Continúe, por favor…

-A pesar de lo lamentable de la situación, nosotros, como los productores de “Frágil Rosa” creemos férreamente que podemos sacar buen provecho de esta situación al informar que el resto de los trece capítulos de la temporada están filmados y listos.

-Ah…

-Es una buena medida.

-Más que eso. Un excelente medida publicitaria que aquietará a los inversores si se considera que el público se abalanzará sobre sus televisores para ver a la garbosa actriz muerta revivir en sus pantallas, en sus últimas apariciones.

-¡Esto es excelente, aún mejor que la noticia de su aparición!

-Habrá que explicárselo a los inversores.

-Estarán felices una vez que entiendan la situación.

-Sin duda, una excelente oportunidad.

-Es lo que necesitábamos para dar nueva vida a esta serie.

-Sin embargo, se nos presenta un problema…

-No nos gusta esa palabra, señorita.

-Problema no es una palabra que nos guste, no.

-Continúe…

-Leticia Harris había desaparecido hace un mes durante el cual estaba organizada la filmación de las escenas que darían vida a esos trece últimos capítulos.

-O sea…

-Las escenas no están.

-No existen

-…

-…

-…

-…

-…

-Entonces, ¡es imposible!

-Esto es lo que proponen, ¡vaya equipo creativo! ¡Esto no habría pasado en aquí!

-¡Una muerte puede suceder en cualquier lado, más aún en Estados Unidos donde cualquier pelagato puede portar armas!

-¡Deberían haberle exigido disciplina!

-Encerrarla en una institución si fuera necesario.

-¡Oiga, más respeto por la occisa!

-¿Qué es eso? ¿no entiendo hoccisai?

-¡Señores! Aún tenemos una opción.

- …

- …

- …

- …

- …

-Creemos nuestro deber no defraudar a nuestro público, ni a nuestros inversores, produciendo esas escenas y capítulos enteros con material existente.

-También, con la tecnología digital de hoy hace posible colocar el rostro de la bella Leticia en…

-¿Tecnología digital? Esas son palabras mayores para Latinoamérica

-Oiga, no nos pongamos en ese plano.

-¿Sabe usted cuánto cuesta?

-Claro que no lo sé, si aquí nunca ha sucedido algo parecido a esto. No como en Estados Unidos que sucede a cada vuelta de esquina.

-Como si contrataran mafiosos y prostitutas para sus películas

-Leticia NO es una prostituta, estuvo comiendo en mi casa hace algunos meses. Era amiga de mi mujer.

-Tal vez en qué andaba su mujer.

-Tal vez ella sepa algo de lo que le pasó a Leticia.

- (Risas)

- …

-Trajimos un informe con los costos estimados para la operación. En este momento lo estamos cargando a sus pantallas.

-Es… (interferencia)… table. Si la chica tenía… (interferencia) … solucionarle sus problemas.

-No nos gusta la palabra proble… (interferencia)

-(interferencia) … tá el dinero, ¿no? Para proteger nuestras espaldas.

-Este sí que ha sido un espaldarazo.

-Con la información que tiene en su pantalla tenemos los costos: en la primera columna está lo que ha ganado la serie en total y en cada una de sus temporadas y finalmente en cada uno de sus 213 capítulos.

-La segunda columna indica lo que nos costaría realizar los capítulos con la tecnología digital.

-La tercera fila indica las ganancias posibles con esta operación. Además contempla todo un merchandising que ahora podemos hacer con la figura de Leticia, cuyo rostro nos pertenecía mientras estuviera haciendo la serie, según su contrato. Lo que implica que podemos comercializarla como queramos.

-A mí esto no me suena a problemas.

-Más bien a muy buenas noticias.

-¡Vaya equipo creativo!


Extracto de la carta informe que envía el director de la serie “Frágil rosa”, Santiago Gómez, a Graciela Yate y a Zacarías Pérez:

“… el capítulo que contempla la escena más esperada de la serie, esto es, la escena de sexo desaforado entre Mateo Galilei – el personaje de Renato Hargoe – y Rafaela, interpretado por nuestra querida Leticia. Sinceramente, creo muy difícil hacer esta escena sin el uso de una doble, especialmente para las tomas cerradas sin las cuales es imposible hacer una buena escena de sexo en horario familiar. […] El plan del guionista se ha estructurado en torno a este encuentro que pretende ser el peak del rating […] cuando ambos descubren que son hermanos […] hablando sobre los tópicos comunes y corrientes […] un montaje que haga coincidir ambos puntos climáticos […] vender el espacio publicitario […] y si las horas corren correctamente podremos contemplar un plan de enceguecimiento […] la audiencia no entiende cosas complicadas […] acostarse y entretenerse después del trabajo […] aprovechar este suceso […] nada de tragedia y mucha gloria.”


Extracto de carta de queja del guionista, Hernán Guajardo, dirigido a Santiago Gómez, Graciela Yate y Zacarías Pérez:


“plan trazado nítidamente desde el principio, así que me niego categóricamente a alargar una temporada más esta serie. Creo necesario decir que contra todo sano juicio accedí a esta barbaridad de hacer vivir a Rafaela (esa Rafaela que estaba hecha a medida de Leticia) cuando ya estaba muerta. Debe haber sido el padecimiento de la pena por su truculenta muerte lo que me hizo querer verla vivir de nuevo, pero ya no más. ¡Ya no más!”


Extracto de conferencia telefónica entre Santiago Gómez, Graciela Yate, Zacarías Pérez, Jeremías Quake, Teodoro Vaudeville y Héctor Trabucco:


-No los entiendo, señores. ¿Tendrá la bondad de explicarse, señorita Yate, ya que esta idea fue suya?

-Recuerde que la estabilidad de este canal depende de su desempeño.

-Y su puesto también, claro está.

-No hace falta que me lo diga

-Alega por su plan… el guionista alega por el plan creativo.

-Un obstáculo mayor.

-Un bache en el camino.

-Un detalle nimio.

-¿Cómo dice?

-Hay intereses más importantes en juego en esta operación.

-De sumo cuidado.

-Un guionista debe ser capaz de enfrentar los cambios en la producción.

-Lo saben desde que comienzan a trabajar en la industria.

-Sale en todos los manuales.

-El plan del guionista es dispensable.

-El guionista siempre se puede cambiar por otro que esté dispuesto a hacer el trabajo.

-Eso sale en cualquier manual de producción.


Extracto de la entrevista hecha a Hernán Guajardo por la periodista Constanza Selis del diario El Primer País el día 12 de diciembre:

“Un conflicto de intereses del cual no puedo opinar.

¿Por contrato?

Hay gente que respeto en ese proyecto.

Pero ellos fueron los responsables de que salieras de tu proyecto.

Sí y no. Hay algunos que hicieron lo posible, pero el guionista debe estar dispuesto a agachar el moño, como se dice comúnmente, frente a los productores. Yo no lo hice.

¿Y tu relación con Santiago Gómez? Entiendo que ustedes eran amigos desde la escuela de cine y con Leticia también trabajó, según creo, en uno de los cortos de Santiago.

Con Santiago somos amigos desde antes todavía. Desde la escuela, la preparatoria quiero decir. Con él mantengo una relación profesional y aún tenemos algunos proyectos que llevamos a cabo juntos que vienen funcionando desde antes del conflicto de “Frágil rosa”. Yo a él no lo culpo. Somos amigos, claro, pero no nos vemos mucho, él tiene mucho trabajo. Y con Leticia, Santiago y Leticia fueron novios: él era un estudiante de cine, ella se formaba como actriz. Yo la conocí el año 84 en una protesta a la que fuimos, una que terminó mal, con Santiago en cana. Nosotros con Leticia llamamos al papá de Santiago que era paco y nos quedamos toda la noche juntos esperando noticias de él. Después de eso nunca más dejamos de ser amigos.

O sea te saliste del proyecto una vez que sentiste que usufructuaban de su cuerpo muerto, ¿no?

(Risas) Lo dices de una manera fuerte. Fue algo así, fue algo así. Mira, yo escribí el papel de Rafaela pensando en Leticia, nadie más podría haberlo hecho. Ella estaba encantada, pero ella siempre fue un poco alocada, intensa, pasional, rayaba un poco en el desequilibrio. Era parte de su encanto y parte de esa personalidad fue a dar a Rafaela. Ella solía decir que era como actuarse a sí misma. (Se queda callado un momento)

O sea que ella puede haber vivido los conflictos de Rafaela como si fueran propios.

Tal vez. (Se queda pensativo)

¿Un poco de culpa?

No culpa no, nada de eso. Yo no tengo nada de qué arrepentirme. Son otras personas que usufructuaron de su muerte, que bebieron de su sangre, lamieron su carne muerta como pájaros carroñeros.

Pero tú seguiste trabajando en “Frágil rosa”.

No lo niego, hice la temporada con Leticia muerta, usando una doble y tecnología digital con la cual montamos su bello rostro sobre otro cuerpo. No hubiera sido diferente si ella hubiera vivido. Leticia no quería hacer esa escena, porque creía que era desbaratar a Rafaela.

Y no aceptaste su consejo.

No.

Pero te ofrecieron mucho dinero...

Me ofrecieron mucho, yo tenía deudas y no quería que Santiago arruinara la historia. Él podrá ser un buen líder de equipo, pero no tiene idea de filmar. Yo le escribo todas las tomas y él las acata al pie de la letra; no niego sus capacidades para hacer lo que se llama relaciones públicas. Pero arruinaría los acontecimientos, la perfección del plan.

¿Y te ofrecieron menos plata a la siguiente temporada?

No. Por el contrario, mucho más. Pero me pedían cosas que no podía hacer, como arruinar el plan de la historia. ¡Estuve trabajando en ella por años! Ahora está arruinado. “Frágil rosa” debía terminar con la pasión desatada entre Rafaela y Mateo a sabiendas de que eran hermanos, una explosión que llevaría a Rafaela a su caída final. Es una tragedia, se lo dieron a un inexperto y ahora Rafaela se casa con Guillermo Casas Santas y nunca termina muerta en el manicomio más caro de Argentina al dar a luz al hijo del incesto. Tal vez Leticia no lo soportó (se queda pensativo nuevamente).”


Extracto del documento de la demanda civil hecha contra Hernán Guajardo por los ejecutivos de Tv-H:


“… como afirma fojas 286 y 287, contravino manifiestamente el inciso 9a y 9b del contrato firmado entre las dos partes el 12 de noviembre […] se establecía que la suma de dinero entregada a lo largo de la temporada en cuestión equivalía a lo solicitado por el demandado […] por lo que la petición reiterada de dinero en situaciones de peligro tal como se establece en el artículo […] del Código Civil, lo cataloga como la figura de extorsión.”


Extracto del contrato firmado entre los ejecutivos de TV-H y Hernán Guajardo el 24 de diciembre:


“Sin perjuicio de lo anterior, las partes declaran que ha quedado conforme la cesión de todos los derechos sobre la serie televisiva “Frágil rosa” […] el uso que de ese material se haga, quedará al absoluto albedrío de TV-H S.A. […] imposibilidad de Hernán Guajardo de acercarse al recinto de su canal […] los cuales financiarán el documental sobre la vida de Leticia Harris que Hernán Guajardo escribirá y dirigirá […] lo exime de los pagos dirimidos por el tribunal […] El trabajador acepta que el empleador es y será el propietario de todos los derechos de autor de la totalidad de las obras creadas en el cumplimiento del presente contrato.”




© Mónica A. Ríos (Derechos reservados. Ver Aviso Legal).

Volver a Narrativa chilena actual: 28 narradores meridionales.