Portada

De La Siega, la enciclopedia libre.

Número 18: Julio 2011

Austriacís(si)mo: 34 autores austriacos de post-guerra


El proyecto de presentar toda la literatura de un país no puede más que fracasar. El mundo es demasiado fragmentado; y lo mismo pasa con la literatura que describe y recoge de manera individual y subjetiva realidades diversas.

En vista de esto, el número de escritoras y escritores austriacos que publicamos en esta edición de La Siega es amplio y reducido a la vez; amplio, porque se trata de numerosos textos que en su mayoría aparecen por primera vez en idioma castellano; demasiado reducido cuando pensamos en todos los textos que faltan. Y, aunque la muestra nunca pretendió ser exhaustiva ni mucho menos representativa, deseo hablar de “la literatura austriaca” en ésta introducción.

Leer es dejar que la imaginación viaje. En éste caso, a Austria, mi país, que comparte el alemán, su idioma nacional, con los países vecinos. Por eso incluso se ha debatido si existe una literatura nacional y en bastantes antologías los autores austriacos se citan entre los de Alemania de manera indiscriminatoria. Pero pienso que cada región o país tienen sus particularidades y es posible que la literatura austriaca se distinga por la historia del país y los rasgos particulares de nuestra sociedad.

Tal vez ya hayan oído hablar de nuestra literatura, tal vez siga multicultural porque el ambiente del imperio austro-húngaro ha logrado conservarse a través de los siglos. Se ha dicho mucho sobre el inconsciente en la literatura (claro, como Freud era austriaco), de la pasividad y comodidad de los austriacos, otro tópico que supuestamente es fruto del pensamiento que nada cambia en la vida de uno, ni siquiera los más mínimos detalles y mucho menos el rumbo de la historia. O bien del odio que otros autores austriacos como Thomas Bernhard o la premio Nobel Elfriede Jelinek sienten hacia la sociedad provincial austriaca que les parecía demasiado mentirosa y que han criticado de manera ácida y satírica en sus obras más enigmáticas.

Pero, ¿cuáles son en realidad los rasgos de la literatura austriaca?, y ¿cómo se define "identidad" en el ámbito histórico, cultural, social, literario? ¿Es la identidad algo que existe en un mundo postmoderno? ¿Algo que todavía puede ser argumentado?

Número 17: Noviembre 2010


Los desconocidos se convierten en conocidos. Los conocidos pasan a ser amigos. Las amistades se fortalecen. Los contactos virtuales llegan a ser de carne y hueso. Las ideas se concretan y pasan a ser una cosa. Los proyectos, proyectos son y seguirán siendo, porque proyecto es una palabra que nunca acaba. La red crece de esta forma y hace que todo se ponga en marcha, que la maquinaria se mueva y funcione más o menos bien, más o menos mal, dependiendo de tu gusto. Aunque también se da que otras se enfrían, se pierden o simplemente pasan de alguna forma a ser enemistades. Algo que también es una consecuencia con su lógica.

Seis meses después publicamos un número más de La Siega, literatura-arte-y-cultura para todo cibercaminante, que no es lo mismo que "para el pueblo", que se anime o caiga. Sin prisas, hemos armado este número primo que es precisamente producto de la amistad y empatía que a lo largo de 6 años hemos acumulado. Podemos celebrar de esta forma nuestro 6to aniversario, de esta historia que comenzó allá por octubre del 2004, en lo pasillos verde-mohosos de la Universidad de Barcelona. Muchas cosas han cambiado, no en vano ha pasado tanto tiempo.

>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>17<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<




Para contactar puede comunicarse a: [lasiega@gmail.com]

© Copyright 2008. La Siega. Literatura, arte y cultura. ISSN: 2013-4193.
(Derechos reservados. Ver Aviso Legal)